ENIGMA ORIGEN

Cerveza estilo Brown Ale, de color tostado oscuro (36EBC), con 5'5º de alcohol y 27 IBU´s de amargor. Cerveza tostada oscura pensada también para los que buscan una alternativa diferente a la cerveza negra.

Cerveza Enigma Origen Cerveza Enigma Origen

 

Nota de cata    

Apariencia:

Cerveza de color tostado oscuro. Espuma color canela, densa, cremosa y con buena retención.  

Aroma:

Esta cerveza artesanal tiene un suave aroma a malta tostada y regaliz, con notas a café y chocolate. Se percibe un ligero perfume cítrico, con complejas notas florales y herbales, procedentes de los lúpulos usados. Sabor: Suave dulzor inicial de la malta con sabores tostados a nueces, caramelo y regaliz, con sutil sabor a café y chocolate.

Sabor:

Una cerveza Oremium con carácter cítrico y herbal moderado, que equilibra el dulzor inicial. El acabado ligeramente seco y el amargor placentero proveen un retrogusto con presencia, tanto de malta, como de lúpulo.  

Sensación en boca:

Cuerpo medio-pleno y cremoso. Acabado ligeramente amargo, sin asperezas ni astringencias. Carácter ligeramente efervescente y refrescante, debido a su moderada carbonatación.    

Maridaje:

Sus características generales la convierten en una bebida ideal para acompañar guisos de carnes o pescados , quesos curados, repostería, y platos elaborados con chocolate. .    

Cerveza lista para su disfrute. Se recomienda beber antes de la fecha de consumo preferente indicada en la botella.  

 

 

RECOMENDACIONES PARA UN MAYOR DISFRUTE DE ESTA CERVEZA

A continuación se dan unos consejos para la correcta degustación de nuestras cervezas y así poder apreciar mejor los diferentes matices de éstas y obtener un mayor disfrute en su consumo.  

Se recomienda almacenar la cerveza en un lugar fresco y seco, alejada de la luz y de olores fuertes hasta al menos un día antes de su consumo, momento en el que se introducirán en el frigorífico las botellas en posición vertical, para asegurar la correcta decantación de los sedimentos de levadura en el fondo de la botella (vitaminas del tipo B), que han sido producidos durante la gasificación natural en botella de nuestras cervezas y posterior guarda extra.  

Servir a una temperatura de entre 8 y 12 º C y verter en copa de vino blanco de 42 o 45 centilitros, fría (no helada), humedecida y escurrida, formando una corona de espuma de 2 – 3 centímetros de altura.

La copa debe estar recién enjuagada, sin restos de detergentes. No debe servirse en copa congelada, pues perjudica a la formación de la espuma e impedirá apreciar bien el color y las características visuales de la cerveza.  

Se inclinará la copa unos 45º aproximadamente y lentamente se dejará caer la cerveza, para ir poco a poco levantando la copa hasta llegar a su posición vertical, donde se dejará ya caer directamente para que se forme una capa de espuma de unos 2 ó 3 cm. No conviene apurar mucho la botella para dejar los sedimentos de levadura en ella y que no pasen a la copa. Para que salga la cerveza lo más transparente posible, se intentará servirla de una sola vez en la copa, para impedir así remover en exceso los sedimentos de levadura del fondo de la botella.  

A la hora de degustarla, es conveniente usar un mantel blanco para distinguir mejor su color, así mismo se recomienda observar la cerveza a través de la copa hacia una fuente de luz, para apreciar los diferentes matices de color que se crean a lo largo de la copa.

Acercar la copa a la nariz para sentir los matices de su aroma y finalmente beber un pequeño trago para limpiar la boca de sabores previos, seguido de otros que serán retenidos en la boca para disfrutar la complejidad de sus diferentes matices, aportados por las maltas especiales de la más alta calidad y los lúpulos nobles cuidadosamente seleccionados y usados en su elaboración.

Al comienzo de la degustación, cuando la cerveza está más fría, se aprecian mejor los aromas y sabores aportados por los lúpulos nobles usados pasando, a medida que la cerveza va calentándose en la copa, a apreciarse mejor los aromas y sabores que aportan las diferentes maltas especiales usadas en la elaboración de nuestras cervezas.  

Es conveniente tomar nuestras cervezas acompañadas con algo de comida, preferiblemente aquella que marida con cada uno de los diferentes estilos de maridaje.

Sus características generales la convierten en una bebida ideal para acompañar guisos de carnes o pescados, quesos curados, repostería, y platos elaborados con chocolate.

Pero por supuesto también pueden tomarse y disfrutarse sin acompañamiento culinario.  

¡Salud!  

Si quieres saber más de esta cerveza, visitar nuestra fábrica y conocer en detalle nuestro proceso y equipos de elaboración, materias primas, diferencias con las cervezas industriales y terminar la visita con una cata guiada completa de dos de nuestras cervezas, puedes informarte sobre las fechas y plazas disponibles en:

Tel: 653582279

e-mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.